5 cosas que considerar al seleccionar una secadora de granos

 En Banda Transportadora, Secadora de granos, Silo

Antes de almacenar los granos en un silo o una bodega, es necesario reducir el nivel de humedad, con el objetivo de aumentar el periodo de vida útil y evitar la formación de moho, bacterias u otros microorganismos. Para ello, será necesario contar con un secadora de grano, encargada de reducir la humedad sin afectar la calidad del grano o dañarlo en el proceso. Es importante que, al momento de comprar un equipo de este tipo, se tengan en cuenta varios puntos clave, con el objetivo de lograr un adecuado secado del grano y reducir las pérdidas al mínimo.

A continuación, vamos a comentarles los principales cinco puntos que deben considerar al momento de comprar una secadora de grano, como las que distribuimos en Meprosa. De esta manera podrán optimizar sus procesos de producción, almacenamiento y preparación de una gran variedad de granos, como el maíz, trigo, cebada, entre otros.

1.     Tamaño correcto

Hay una amplia gama de secadoras de grano que pueden encontrar en el mercado, al momento de seleccionarlas es importante que determinen correctamente la capacidad del recipiente húmedo y la secadora. Los agricultores a menudo calculan cuántos costales cosechan por hora; el inconveniente de ese enfoque es que es difícil que una secadora funcione constantemente todos los días durante 24 horas. En cambio, se recomienda realizar el cálculo con base en la cantidad real de toneladas que se espera cosechar y secar por temporada.

Tengan en cuenta el tiempo de inactividad, observe detenidamente cuántas toneladas se aumentarán y agregue el crecimiento esperado para los próximos cinco a diez años. Luego, determine cuántos días le tomará al equipo completar la cosecha y seleccione una capacidad de depósito húmedo y secadora que pueda lograrlo. Todas las clasificaciones de capacidad de secado se basan en toneladas húmedas no en un volumen específico de grano, por lo que los resultados finales serán de 6 a 17% menos de peso del grano seco, de acuerdo con la cantidad de humedad que tengan los granos.

2.     Aumente la capacidad de retención de la secadora de grano

Una idea falsa común es que simplemente puede aumentar la cantidad de capacidad de retención de contenedores húmedos para aumentar la capacidad operativa de la secadora, eso puede ser una solución a corto plazo al momento de seleccionar un equipo, ya que unicamente ayuda hasta que se pongan al día con el secado del grano. En realidad, no cambia en absoluto la capacidad de la secadora. Una mejor solución es agregar una secadora de mayor capacidad para un mayor tonelaje de secado. Si tienen una mayor capacidad de retención y mantiene un flujo de aire óptimo, no demasiado alto ni demasiado bajo, secará la mayor cantidad de grano posible en un período de tiempo determinado con buena calidad y eficiencia. Puede costar un poco más por adelantado, pero pagará dividendos cada año después de eso.

3. Elija el tipo correcto de secador

No hay una respuesta fácil a la pregunta de qué secador es mejor para su granja o industria agrícola. Todo depende de una serie de factores que varían según el lugar, los tipos de granos, la cantidad de producción y el periodo de almacenamiento que se espera antes de enviar el grano a producción, el tipo de contenedor o silo que se utilizará, entre otros. Estos y otros factores deben ser discutidos y considerados en la decisión final. Como pauta general, si necesita secar hasta un máximo de una tonelada, un sistema en el contenedor, como un agitador de baja temperatura o un contenedor de descarga en el piso, puede hacer el trabajo.

4. Concéntrese en el retorno de la inversión, no solo en el costo

Las industrias agrícolas a menudo se preocupan mucho por la inversión inicial, pero también es importante prestar atención a la eficiencia de la secadora. ¿Les permitirá sacar su cosecha del campo temprano para aumentar el rendimiento y luego secar el grano en el momento óptimo para proteger la calidad del grano y maximizar el valor de mercado? Hay que tener en cuenta todas estas cosas para calcular el verdadero costo-beneficio. Los equipos que requieren de una alta inversión, por lo general son más eficientes, requieren menor mantenimiento, sufren menor desgaste y permiten una operación optima a largo plazo, lo que les permitirá obtener un mejor retorno de inversión a largo plazo.

5. Tomar decisiones a largo plazo

Una secadora de grano de alta calidad suele durar de 20 a 30 años. Es importante planificar el crecimiento que tendrá su negocio dentro de ese periodo. Las estimaciones más recientes muestran que las granjas e industrias agrícolas en México tienen un aumento los rendimientos que llega hasta el 3% anual. Es decir que en diez años podrán tener un crecimiento de hasta un 30%, según el tipo de grano y otros factores.

Por lo tanto, deben asegurarse de que comprar un secador de granos sea una decisión a largo plazo. Seleccionen uno que se encargará de sus necesidades durante un período de tiempo suficientemente largo, que generalmente no es inferior a 10 años y no deban invertir en un nuevo equipo para compensar el crecimiento.

Ahora que ya conocen los principales puntos que deben tener en cuenta al momento de seleccionar la secadora de grano que se ajuste a sus necesidades, comuníquense con los asesores de Meprosa, donde les brindaremos las mejores soluciones para las industrias agrícolas, con maquinaria de la más alta calidad y con lo último en tecnología.

Les brindamos un servicio integral de la más alta calidad y una gran variedad de soluciones como la banda transportadora, elevador de cangilones, entre otros. Tenemos una amplia experiencia a nivel nacional e internacional, con un equipo multidisciplinario que les brindará las mejores soluciones personalizadas que se recomienda contratar los servicios de especialistas de proyecto llave en mano. Para más información, los invitamos a comunicarse con nosotros al (668) 816 0150 y al correo electrónico ventas@meprosa.mx, con gusto los atenderemos y analizaremos sus necesidades actuales y futuras.

Publicaciones recientes