Medidas para evitar plagas y garantizar la seguridad de los operadores de silos

 En silo para granos, silos de maíz de precio

Tener un silo de maíz de precio asequible permite a los productores ser más competitivos y conservar calidad, sabor y valor nutricional de los granos, sin embargo, su uso conlleva diversos riesgos. Muchas empresas agropecuarias no incluyen ni aplican medidas rigurosas para controlarlos, especialmente los emprendedores. Es importante que conozcan la naturaleza y gravedad de los peligros potenciales y métodos efectivos para prevenirlos, de modo que el personal y los productos almacenados no resulten perjudicados.

Riesgos para el personal y medidas de seguridad

Los distintos tipos de silo son recintos confinados con aberturas limitadas de acceso y salida y poca ventilación natural, que pueden acumular contaminantes inflamables o tóxicos o presentar un entorno con poco oxígeno que dificulta ocupaciones continuas y es desfavorable para los trabajadores. Los accidentes suelen ocurrir y pueden ser mortales, especialmente por caídas, falta de oxígeno y por desconocer los riesgos. Los peligros son diversos por otros factores como estrechez, poca iluminación, y malas posturas de operación, además, ruidos, que son muy altos en comparación con espacios abiertos por la transmisión de vibraciones.

Los riesgos para el personal en los silos de maíz de precio asequible se dividen en generales y específicos. Los riesgos generales comprenden los siguientes puntos: riesgos en instalaciones eléctricas próximas:  cortocircuitos en zonas con materiales inflamables, contacto directo con componentes en tensión y electrocuciones por emplazamiento mojado. Destacan también conductores eléctricos sin aislamiento y tomas de corriente, receptores fijos y equipos eléctricos sin protección contra agua.

Para evitarlos protejan las instalaciones con dispositivos diferenciales y magnetotérmicos y coloquen tomas de corriente en ubicaciones correctas. Utilicen equipos eléctricos con doble aislamiento, realicen controles periódicos de las tomas de tierra, sustituyan los cables de corriente que presenten daños y señalicen adecuadamente los cuadros eléctricos.

Los riesgos por herramientas y utensilios provocan caídas de objetos durante su manipulación, cortes y golpes y falta de orden que pueden causar caídas y accidentes. Para evitarlos capaciten al personal para que usen las herramientas adecuadamente, establezcan prácticas rutinarias para colocarlas en sus respectivos sitios y proporcionen equipos de protección personal como botas, guantes, casco y chaleco.

Los riesgos específicos se relacionan con los procesos de llenado y vaciado de los silos de maíz de precio asequible. Pueden presentarse caídas en el mismo nivel por tropiezos con materiales y canalizaciones móviles, o en distintos niveles durante la carga y descarga de materiales para lo cual se usan escaleras o plataformas con barandilla de protección.

Los incendios y explosiones pueden surgir por equipos electrónicos, chispas o llamas abiertas, electricidad estática y calor proveniente de fricciones o chispas mecánicas. La lluvia, vientos y temperaturas extremas también son peligrosas.

Hay riesgos causados por el aire comprimido para descargar. Los operadores pueden golpearse con la tapa del vehículo con los materiales por cargar o del silo si no se despresurizan. Si las mangueras no se acoplan adecuadamente durante la descarga, golpearán al personal por efecto de la presión. Las quemaduras al usar compresores son comunes debido al aumento de temperatura de válvulas y tuberías causadas por el aire comprimido. Los vuelcos o movimientos inesperados de los camiones con los granos ocurren por desniveles o terrenos sin compactación.

Las sustancias descargadas pueden derramarse y causar atrapamiento, y el manejo del silo o canalizaciones provoca lesiones en manos, según el material de fabricación. La contaminación acústica puede causar traumas y el polvo en el contenedor reducir la visibilidad, además, hay probabilidades de riesgos respiratorios por el desprendimiento de polvo. Si el silo no es instalado adecuadamente las roturas fortuitas causarán daños y vuelcos de materiales.

Medidas preventivas

Si usan plataforma integren un dispositivo de anclaje para el equipo de protección personal, y asegúrense de que sus dimensiones cubran la máxima superficie posible a la que deben acceder para la carga, descarga, control y revisión. Utilicen una plataforma con barandilla perimetral que abarque toda su superficie. Para evitar riesgos con el uso de aire comprimido, no quiten los dispositivos de seguridad en los compresores. Eliminen la presión antes de abrir las bocas de descarga, y asegúrense que los racores estén bien conectados. Incluyan señalización si hay una atmósfera explosiva.

Para evitar incendios y quemaduras usen guantes antes de tocar elementos con altas temperaturas, incluyan un extintor y no retiren los resguardos de protección del compresor. Los vuelcos de camiones de carga pueden evitarse si se mantienen lejos de terrenos complicados y utilizan ruedas inmovilizadas durante las cargas y descargas.  Los cortes, irritaciones y riesgos respiratorios, auditivos y visuales pueden prevenirse con equipos de protección personal. Para evitar explosiones procuren que no haya polvo acumulado en zonas calientes y prohíban el consumo de tabaco en el silo para granos.

Contar con un plan de seguridad les ayudará a prevenir lesiones, sofocamientos, reacciones alérgicas y accidentes letales. Incorporen un reglamento y asegúrense de que el personal lo siga al pie de la letras. Eviten actividades inseguras sin equipo de protección y sigan las recomendaciones de protección civil en caso de incidentes graves. Para evitar las reacciones alérgicas no expongan al personal a gases fumigantes durante su aplicación y canalicen de inmediato con los servicios médicos a quienes resulten afectados. Los sofocamientos pueden evitarse con el ingreso de personal acompañado y el uso de arneses, amortiguadores y línea de vida. Eviten operar el silo si el piso está mojado.

Medidas para evitar las plagas

Las plagas son un problema común y pueden surgir por prácticas inadecuadas de conservación de granos y procesos deficientes de secado y almacenamiento. Para prevenirlas es importante que cuenten con dispositivos de control de temperatura y los ubiquen en zonas visibles para su inspección periódica. Sequen y pre-limpien el grano antes de colocarlo en los distintos tipos de silo para la industria agrícola.

Refrigeren el grano si lo almacenarán por largo periodos. Si detectan puntos calientes recirculen el grano y activen los sistemas de ventilación para mitigarlos. Es importante que diseñen un programa de fumigación permanente con expertos. La manipulación correcta del grano ayuda a prevenir plagas. Apliquen los siguientes puntos:

  • Pre-limpien y criben el grano desde el momento en que llega para quitar impurezas.
  • Usen un sistema de secado para controlar la humedad del grano cuando se traslada a los silos.
  • Utilicen equipos como secadores, transportadores de cangilones o banda para optimizar el proceso.

Las medidas serán efectivas si cuentan de antemano con un silo de calidad y fabricado con materiales adecuados. Si desean remplazar o instalar un silo nuevo, contacten a los expertos de MEPROSA. Ofrecemos desde hace más de 30 años soluciones para la industria agroalimentaria de México y varios países como Estados Unidos, Chile, Argentina, Nicaragua y Colombia. Si desean más detalles de nuestros silos marquen al (668) 816 0150 o visítennos en Blvd. Fco. Agraz Santana #1330 N, Col. Teresita, Los Mochis, Sinaloa.

Publicaciones recientes